Reseña: Puro, Julianna Baggott



01 Puro

Título: Puro
Autor: Julianna Baggott
Traducción: Julia Osuna Aguilar
Diseño de portada: Ignacio Ballesteros
Imagen de portada: Kevin Twomey y Mike Libby/ Insect Lab
Editorial: Roca Editorial
ISBN: 984-84-9918-433-3
Año de publicación: 2012
Género: Juvenil, Distopía
1º de la trilogía Puro
  
Sinopsis
No te dejes llevar por el corazón. ¡Hola! Así de pronto me ha dado por hacer un nuevo Pressia apenas se acuerda de las Detonaciones y menos todavía de cómo era la vida en el Antes. En el armario donde duerme, entre los escombros de una antigua barbería, piensa en cómo el mundo se transformó en ceniza, polvo, cicatrices, quemaduras y cuerpos dañados, fundidos con objetos extraños.
Están aquellos que se escaparon del Apocalipsis sin daños algunos, los Puros. Viven a salvo, dentro de la Cúpula que protege sus vidas, seres superiores y sanos. Pero Perdiz, cuyo padre es una de las personas más influyentes de la Cúpula, se siente aislado y solo. Cuando por casualidad escucha unas palabras que le indican que su madre podría continuar viva, Perdiz lo arriesga todo, incluida su vida para salir a buscarla. Y ahí es cuando se topará con Pressia…

Mi opinión:

Pressia era una niña cuando se produjeron las detonaciones que acabaron con la vida en la Tierra tal y como se conocía.
En una sociedad donde una guerra nuclear está a punto de explotar, se prepara la construcción de una cúpula protectora. Aparentemente tiene como fin la investigación para crear espacios seguros donde resguardarse de la contaminación y los actos delictivos, no obstante, solo unos pocos afortunados estaban dentro de esa cúpula cuando la bombas explotaron.
Todas las criaturas que se encontraban en el exterior de la cúpula sufrieron las detonaciones, muchas murieron, pero debido a los nuevos componentes que forman esas armas de destrucción masiva, los cuerpos se fusionaron con aquello que tenían más cerca: objetos, animales e incluso otras personas. Esa es la razón por la que Pressia, que llevaba a su muñequita del brazo, tiene en lugar de una mano derecha, la cabeza de una muñeca de plástico, por ello su abuelo, que cuando iba a buscarla al aeropuerto se refrescaba con un pequeño ventilador, lo tiene alojado en la garganta, de modo que lo necesite para sobrevivir, por ello hay madres con sus hijos fusionados a sus cuerpos, impidiendo que uno sobreviva sin el otro. Personas que se mezclaron con el asfalto de las calles, con edificios, con escombros, con automóviles, de modo que no pudieran sobrevivir y padecieran una muerte horrible. Otros terminaron fusionados con la tierra, llegando a convertirse en criaturas que no eran ni personas ni animales, criaturas mutantes. Incluso los animales y las plantas se vieron afectados, creando nuevas especies, muchas veces de seres abominables y que apenas recuerdan a lo que una vez fueron.
Ahora, años después, la gente del exterior intenta vivir en la pequeña sociedad que han creado, donde un recuerdo de los buenos tiempos vale mucho. Todos tienen una pesada carga que llevar, pues nadie se ha salvado de las fusiones, hay quien está unido a otra persona, a cristales, hierros, cualquier objeto imaginable, a animales, muchos sufren amputaciones, rasguños y cicatrices, algo que o bien se ve como algo vergonzoso o como muestra de lo que supone sobrevivir en un mundo contaminado.
Un polvo ceniciento flota en el aire, provocando que mucha gente contraiga enfermedades respiratorias, la nieve se vuelve negra, las plantas no encuentra tierra fértil y no hay nadie a quien pedir ayuda. En paralelo a este mundo devastado por la acción humana, viven los llamados “puros”, aquellos que consiguieron un lugar en la cúpula. Cuando se dieron las detonaciones, las personas que estaban resguardadas allí permanecieron a salvo y con el paso de los años, siguen así. Los de fuera los llaman puros, pues no sufren fusiones, ni cicatrices y viven en un mundo más parecido al anterior, al “Antes”. Sin embargo, no todo es tan perfecto dentro de la cúpula, allí también tienen problemas, a pesar de controlar a la gente con fármacos para volverlos más dóciles, algo hará que todo cambie y se destape la verdadera causa de las detonaciones.
A su vez, la gente del exterior, vive aterrorizada por una organización de hombres violentos llamada ORS que controlan a la pequeña sociedad gracias al terror. Cada cierto tiempo colocan una lista con los nombres de los jóvenes que cumplirán dieciséis años, pues estos deben unirse a ellos, solo que nadie va voluntariamente, pues los jóvenes que se van con la ORS no regresan nunca.
Pressia pronto cumplirá los dieciséis años, vive con su abuelo en los restos de una pequeña barbería, junto a la pequeña cigarra mutante que adoptaron hace años. Su abuelo trabajaba en una funeraria y gracias a sus pocos conocimientos médicos pudo salir adelante con el dinero que ganaba gracias a las suturas que hacía, pero con el paso de los años su estado de salud ha empeorado, el ventilador que tiene alojado en la tráquea acumula mucho polvo y su vida se acorta, por lo que la gente no quiere que los atienda.
Pressia sabe que cuando su nombre aparezca en las listas no podrá dejarse ver, pero por mucho que se esconda, sospecha que la encontrarán, a pesar de todo no dice nada para no asustar a su abuelo y trata de fabricar todos los juguetes que pueda, que consigue hacer gracias a pequeñas piezas que encuentra entre los escombros, de este modo puede canjearlos por algo de comida.
Perdiz vive en la cúpula, su padre es quien la dirige y para disgustos de este, no es para nada lo que se espera de él. No es muy inteligente ni muy bueno en las pruebas físicas, está muy lejos de ser como su hermano mayor y hay algo en él que no termina de encajar. Su madre no puedo llegar a tiempo a la cúpula cuando sucedieron las detonaciones, así que de ella solo tiene recuerdos, o al menos eso es lo que pensaba. Con el tiempo, llega a sospechar que puede estar viva en el exterior y él tratará de ir a buscarla, aunque le cueste burlas las rígidas medidas de seguridad de la cúpula.
Una vez fuera, se encontrará con Pressia, que huye de la ORS y ambos acudirán a Bradwell, un joven revolucionario que ha conseguido escapar de la ORS y cuyos ideales desmitifican lo que los habitantes de la cúpula intentan hacer creer a los fusionados con sus mensajes sobre benevolencia e incapacidad de ayudarlos. Ahora, los tres juntos tratarán de dar con la madre de Perdiz, a la vez que descubrirán muchas cosas sobre el nuevo mundo en el que viven.

Con esta reseña, os traigo ya la tercera entrada en la que hablo de este libro y es que desde que lo vi, me llamó la atención. Su portada, y la de su continuación me parecen preciosas, al mismo tiempo, la trama y el género distópico me atraían tanto que no me resistí más y me hice con ellos.
Por el momento solo me he leído el primer libro, ya que falta mucho para que salga la tercera parte y sé que cuando termine el segundo me subiré por las paredes de las ganas de saber cómo continúa esta magnífica historia.
Mi intuición fue buena en esta ocasión y estoy más que contenta de haberle dado una oportunidad a esta historia. Sé que hay buenas reseñas del libro por ahí y también otras que no lo ponen tan bien, pero desde luego, puedo decir que dentro del género juvenil, ha sido mi mejor lectura del año y que me ha parecido una gran novela, por muchas razones que expondré a continuación y aunque no me gusta comparar, yo creo que es la primera distopía que leo y que puedo poner a la altura de los Juegos del Hambre, pero ojo, cada una tiene estilos muy diferentes, aun así, el nivel de calidad está muy cerca.
La novela está narrada en tercera persona, pero bajo el punto de vista de varios personajes, como Pressia, Perdiz, Il Capitano y Lyda. Algunos tienen más protagonismo que otros, pero me ha parecido una buena manera mostrarnos qué pasa en cada plano de la acción y de conocer mejor a los personajes.
La trama en sí es, bajo mi punto de vista, novedosa. Sí, las distopías ya no son algo tan nuevo, las cúpulas tampoco, las protagonistas que tienen que luchar para sobrevivir no son novedad, pero el enfoque que se le da a esta trama sí lo es. Es cierto, tenemos un mundo destruido, post-apocalíptico como el que más, una cúpula de tantas, pero en esta ocasión se nos ofrece un tema cercano; las bombas atómicas. Si bien estas bombas son de diferente generación a las que se lanzaron por ejemplo en Hiroshima, nos acerca a lo que en esos lugares pasó y en la repercusión que tuvo para esa gente, la historia tiene una base en esos ataques nucleares. Estas bombas, además de destruir, tienen un componente molecular que consigue que las partículas se fusionen, de ahí que los personajes que estaban fuera de la cúpula cuando se produjo el ataque, estén fusionados a algo.
Esto es lo más curioso, difícil de creer y extraño del libro, pero que a su vez me ha gustado mucho, debido a lo extraordinario del suceso. Me encanta ver, por duro que sea, como la gente sale adelante después de ver su vida tan cambiada, de tener que vivir con esas mutaciones extrañas que muchas veces les dificultan las cosas y los convierten en seres diferentes a lo que eran. Ya comenté el caso de Pressia y su abuelo, pero hay todo tipo de fusiones. Bradwell, por ejemplo, estaba fuera cuando las bombas estallaron y ahora tiene en su espalda anidado un grupo de pájaros. Sí, pájaros vivos que viven a través de él y que de vez en cuando agitan las alas. Otras personas se ven mezcladas con otras personas, con sus hijos, con algún desconocido y con infinidad de objetos que ahora no puedo enumerar. Por esto, se crean todo tipo de secuencias y escenas tan extrañas y curiosas que nos atrapan, así como situaciones difíciles y duras, de vida o muerte, que están en los recuerdos de los supervivientes y que llegan a emocionaros. A pesar de que esta situación sea muy difícil de ver en la vida real, está contado de tal forma que le vemos cierto sentido y podemos llegar a sentir una total empatía por las personas que pasan por esto.
Por otro lado, en esta distopía se abren dos frentes, uno donde viven las personas fusionadas, las llamaré así y otro donde vemos la vida de los puros en la cúpula. Aunque no lo parezca todo está intrínsecamente ligado y nos mostrará muchas sorpresas, cosas inimaginables que me han encantado y escenas familiares que me han llegado al corazón. También es verdad lo que se dice y es que este libro sí contiene escenas duras y un tanto cruentas, pero creo que se sobrellevan bien y le dan el toque de realidad necesario para creernos que todo esto está hecho por humanos.
En ese aspecto, la trama me ha parecido trabajada, entretenida y bien llevada, he disfrutado con cada página y me he quedado con ganas de más, pero creo que uno de los puntos fuertes de la novela son sus personajes y como ellos se encargan de guiarnos de cerca por este mundo, en cada una de sus dos modalidades.
Pressia es la protagonista principal, junto con Perdiz y aunque no comparten la relación que yo pensé en un principio que tendrían, me ha encantado lo que sucede y como se muestran cuando están juntos.
Por un lado, Pressia me ha fascinado y me ha gustado bastante más que él. No es la típica protagonista de distopía y no me ha recordado nada a Katniss, porque está tenía una forma de ser un tanto fría, mientras que Pressia es muy dulce y humilde, además, tiene rasgos asiáticos, lo cual ya la aparta bastante de los estereotipos y marca la diferencia, ya que por lo general los protagonistas de los libros siempre son caucásicos, imitando el estilo de vida americano. Con ella, aprendemos lo que es vivir en un mundo tan difícil como el que le ha tocado, lo que es tener tan pocos recuerdos de un mundo al que todos recuerdan como algo maravilloso y sentimos la vergüenza de ella por tener esa cabeza de muñeca fusionada a su mano. La manera con la que trata de esconder esa deformidad, su deseo de quitársela, todos esos sentimientos que se nos muestran a través de su punto de vista me han gustado mucho y como digo, es un personaje dulce, inocente pero fuerte a su vez y muy desinteresado. Es una superviviente que lucha por salir adelante, buscando algún tipo de esperanza que la anime y sobre todo, no es perfecta, lo que nos acerca más a ella. En definitiva, es un personaje protagonista que me ha encantado y con el que he conectado.

[Extracto del libro]
¿Qué recordaba de las Detonaciones? La luz brillante… como sol sobre sol sobre sol. Y se acuerda de que tenía la muñeca en la mano. ¿No era muy mayor para jugar con muñecas? La cabeza estaba unida a un cuerpo de trapo de color tostado y brazos y piernas de goma. Las Detonaciones provocaron una explosión de luz cegadora en el aeropuerto que nubló su visión antes de que el mundo estallase y, en algunos casos, se derritiese. Las vidas se enmarañaron entre sí y la cabeza de la muñeca pasó a ser su mano. Y ahora, claro, la conoce porque forma parte de ella: sus ojos que parpadean cuando se mueve, las filas negras y puntiagudas que tiene por pestañas, el agujero entre los labios de plástico donde tendría que ir el biberón, una cabeza de goma donde antes tenía el puño.

Con Perdiz no he notado una gran conexión, aunque creo que está bien llevado, su personalidad no es tan fácil de apreciar como la de Pressia, pero tiene un carácter acorde con su entorno y con su vida, así que no parece artificial. Es un chico que va un poco en busca de la esperanza de hallar con vida a su madre, con quien no se sentía tan diferente. Ha tenido que superar algunas perdidas y aunque al principio se siente confuso, en seguida toma unas decisiones que pueden ser dolorosas pero que también siente que son necesarias. Al final, tendrá un gran peso que llevar en sus manos y desde luego, el papel de su padre es muy importante y doloroso para él, así como el recuerdo de su madre y su hermano. Creo que en conjunto, esta familia con sus secretos y su pasado, forman un gran núcleo del que puede partir la trama.
Bradwell ha sido un personaje que no me esperaba pero que ha terminado por gustarme muchísimo. Sus cicatrices y su fusión con los pajarillos lo hacen llamativo desde el principio. Su carácter solitario, desenvuelto, luchador y revolucionario me ha enamorado, así como su amabilidad innata a pesar de que trata de evadirla. Espero que tenga un gran papel en Fusión y que me siga gustando tanto como hasta ahora.

[Extracto del libro]
El chico que ha aparecido por la trampilla se aposta en la pared del fondo. Pressia tiene que hacerse un hueco en el corro para poder verlo bien. Es ancho y musculoso. La camisa azul que lleva tiene varios desgarrones y está gastada por los codos. Donde faltan botones ha hecho agujeros en la tela y los ha atado con cordel.
Ahora recuerda la primera vez que lo vio. Regresaba a casa por el callejón, un día que había ido a rebuscar, cuando oyó unas voces por la ventana. Se detuvo para mirar por ella y vio a ese chico —con dos años menos que ahora pero aun así fuerte y nervudo— tumbado a un lado de la mesa mientras el abuelo trabajaba inclinado sobre su cara. Aunque la escena era borrosa a través del cristal cuarteado, está convencida de que vio el rápido aleteo de los pájaros alojados en su espalda: unas plumas grises alborotadas y el destello veloz de un par de patitas naranjas acurrucadas bajo una barriga con pelusilla.

A Lyda tampoco me la esperaba y aunque no tiene mucha presencia, me ha gustado a pesar de ser más clásica, creo que en el segundo libro va a tener más protagonismo. Il Capitano se ha convertido en uno de mis personajes favoritos, a pesar de lo excéntrico y extraño que es. En el momento de las explosiones, él y su hermano iban en moto, así que ahora tiene a su hermano fusionado a su espalda, como si lo llevara a caballito. Este no crece y mantiene un aspecto infantil, además, ha perdido la razón y apenas habla, solo repite lo que dice su hermano, pero al final nos demostrará que no está tan ausente como pensábamos. Es una relación dura, porque dependen del otro para vivir, pero esa vida es también muy incómoda y si reflexionamos un poco sobre su situación, intentamos buscarle una solución que tal vez no tenga, así que estoy ansiosa por saber qué le deparara a un personaje tan extraño como este.
Los personajes secundarios están muy bien trabajados, los hay más importantes que otros, pero creo que aunque su presencia sea breve, sus personalidades los marcan muy bien, no los voy a nombrar, porque sería hacer spoilers, pero me han gustado todos y creo que cada uno, a su manera, nos muestra lo dura que es la vida en ese mundo y es muy fácil emocionarse con ellos, porque cada una de esas personas ha dejado atrás un mundo igual al nuestro, de manera que nos sentimos identificados y nos hace darnos cuenta de todo lo que se echa de menos una vez que lo pierdes.
El final de la historia, como vengo diciendo, me ha dejado con muchas ganas de más. Es emotivo, está lleno de acción, de cosas increíbles y de personajes geniales que nos harán estremecer. Sí que hay escenas crudas y duras, pero como dije, a mí no me han disgustado, le han dado un toque realista y duro, una sociedad en la que solo sobrevive el más fuerte necesita este tipo de escenas para enriquecerse.
En general, creo que la autora ha hecho un gran trabajo, tanto con la trama, como con la ambientación y con los personajes. No tengo halagos suficientes y de verdad os recomiendo que lo leáis, creo que se aprende mucho, se reflexiona y a su vez nos entretiene además de atraparnos en las historias de estos personajes con vidas tan complejas y difíciles. Y a pesar de lo duro de la situación, no quiero asustar a nadie, porque siempre hay alguna escena dulce, o con algo de humor, que consigue que no sintamos que estamos en un libro que se esfuerza por recrearse en escenas escabrosas.

[Extracto del libro]
—¿Cómo te llamas? —le pregunta el puro.
  —¿Que cómo me llamo?
  El chico extiende la mano recta delante de él, apuntándole con ella como con un arma, con el pulgar hacia arriba.
  —¿Qué haces con eso?
  —¿Cómo? —Vuelve a acercarle la mano—. Me estoy presentando. A mí me llaman Perdiz.
  —Yo soy Pressia —le dice, y a continuación le da una palmada en la mano—. Deja de señalarme ya.
  El puro parece confundido, pero acaba metiéndose la mano en uno de los bolsillos de la sudadera.

Para finalizar, recomiendo enteramente la novela una vez más, espero que si tenéis la ocasión le deis una oportunidad, porque yo creo que bien merece la pena. Por cierto, sé que harán película, tengo muchas ganas, espero que se esmeren y tengo mucha curiosidad por saber como mostrarán el tema de las fusiones. Si alguien ha leído la historia, espero su opinión y si alguien piensa hacerlo, espero que esta reseña lo haya convencido.
¡Saludos!
 La Una lectura magnífica, que me ha llegado hondo, me ha hecho reflexionar y sentir a la par que me ha deleitado con una historia increíble y solo espero disfrutar tanto de Fusión como de esta primera entrega. Un libro que no me cansaré de recomendar.

 ¡Hay que leerlo! 



 Con esta reseña participo en los Premios Libros y Literatura.

4 comentarios :

  1. Me alegro de que a ti te gustara tanto! Yo si he de ser sincera hubo partes en que la historia se me hizo algo pesada, sin embargo me fascinó el mundo que creo Julianna Baggott.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Confieso que no he podido leer toda la pedazo de reseña que te has marcadooo!! jajajaja la verdad que he leído de todo tipo sobre esta distopía y nunca decido si animarme a leerlo. Aa ti parece que te ha gustado mucho, yo de momento lo dejo pasar.

    Besos^^

    ResponderEliminar
  3. Qué reseña tan entusiasta y completa sobre el libro. Seguro que le doy una oportunidad, y ahora que viene la Navidad, con el dinerito extra que cae... fijo que peco.

    ¡Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Saru, espero que si puedes le des esa oportunidad y que lo disfrutes tanto como yo, la verdad es que hace poco he visto una reseña no muy buena de él y no lo entiendo, para mí tiene muy buena calidad, buenos personajes y es original, pero a pesar de mi entusiasmo, hay que recordar que para gustos los colores.

      Un beso ^^

      Eliminar

Los comentarios son esenciales para mantener vivo un blog, como dicen por ahí son su alimento, así que deja el tuyo y ayuda a que este sitio siga en pie. Unas simples palabras dando tu opinión me animan a seguir, pero por favor:

-NO hagas publicidad, ni dejes enlaces.
-Sé RESPETUOSO.

Todos los comentarios que no cumplan con esto, serán eliminados.